Basque Industry 4.0 pone en marcha una nueva herramienta para ayudar a las empresas en sus procesos de digitalización

“A través de los clústeres realizamos un análisis previo de la situación en los diferentes sectores industriales vascos. Gracias a su ayuda, identificamos seis grandes ámbitos tecnológicos o nodos en los que existen capacidades científico-tecnológicas en Euskadi, de los que se han priorizado por el momento la fabricación aditiva, la robótica flexible y colaborativa y la ciberseguridad.

Durante 2017 y una parte de 2016 hemos realizado un trabajo de catalogación de los activos existentes en la Red Vasca de Ciencia Tecnología e Innovación en estos ámbitos prioritarios. Hemos pedido a los agentes de la RVCTI que documenten las características fundamentales de su equipamiento físico y de las competencias de su personal, y hemos llevado esos activos a un proceso de evaluación externa, realizado por expertos internacionales, que nos han ayudado a evaluar la excelencia de estos activos.

El último paso ha sido definir los servicios que en base a la utilización de esos activos el BDIH puede ofrecer y establecer coordinadores de cada uno de los nodos, de manera que las pymes vascas puedan contactar con estos coordinadores para conocer la mejor solución a sus necesidades tecnológicas. Estos tres primeros nodos son ya una realidad en funcionamiento y queremos que las empresas conozcan su existencia y los servicios que les pueden ofrecer”, detalla Cristina Oyón.

Noticia ofrecida por la SPRI